Noticias Tuyas, estés donde estés | Durazno, Uruguay
“NO SE ME EVALUO COMO PERSONA NI COMO MEDICO”, INDICO
Al algo más de tres años de haber sido cesado en la dirección del Hospital Dr. Emilio Penza, el doctor Luis Ayçaguer dejó sentado su malestar con el accionar de las autoridades frenteamplistas, afirmando que se actuó de la misma forma que en la dictadura, “simplemente por razones ideológicas”
Alejandro Arrúa | 11/06/2008
Click para cerrar
Dr. Luis Ayçaguer

El profesional cuya tarea al frente del centro sanitario fuera destacada por diferentes actores locales y nacionales, declaró en el marco del acto lacallista, con un dejo de amargura, que al culminar el gobierno anterior lo llamó Fernández Galeano para expresarle que no podía continuar al frente del hospital “por razones ideológicas”.
Ayçaguer, que entiende que el médico donde realmente se desarrolla a plenitud es precisamente en el hospital y no en la actividad privada ni mutual, recordó que la oportunidad de ejercer el cargo, aún siendo blanco, se la dio el presidente colorado Jorge Batlle. “Expresamente quería que fuera director y puse muchos sueños y ganas. Con errores y aciertos, pude cumplir algunos sueños, otros quedaron por el camino”.

Me pusieron categoría C…

“La situación planteada me hizo recordar épocas muy negras del país. Cuando la gente tenía categorías, sentí que me estaban categorizando, no se me evaluó como persona ni como médico; simplemente por ideología”, aseguró. Al recordar que en los años de la dictadura militar los ciudadanos podían ser A, B o C, remarcó que a él, personalmente, en plena democracia, lo pusieron en la categoría C.
Sin ambargo, considera que lo más grave se da tras su cese, cuando en los papeles se dio cuenta de “acefalía en el hospital. Yo no existía, creo que sí existo y tengo una actividad profesional, buena o mala, pero la tengo, con la consideración de 30 años de trabajo en Durazno”, sostuvo un apesadumbrado Ayçaguer. “El hospital estuvo muy lejos de estar acéfalo por espacio de 30 meses como se quiso decir”, indicó el médico que el pasado fin de semana participara “como un adherente más” de la reunión del lacallismo en Durazno. “Con más de sesenta años, estoy algo pasado para hacer política”, enfatizó, aún reconociendo contactos de parte de dirigentes que pretendían que fuera el candidato a la comuna. “Asimismo debería dejar de ejercer la medicina, éticamente mal podría prestar funciones en una institución que vende servicios a la comuna”, sostuvo.

Una mala reforma

La experiencia profesional recogida lleva a que Ayçaguer entienda que los resultados del nuevo sistema de salud, “serán paupérrimos”. “Se trata de un sistema que iguala para abajo. En el invierno se verán las carencias de las mutualistas para atender la cantidad de gente que se ha afiliado. Lo que debía hacerse es fortalecer a Salud Pública, ponerla en igualdad de condiciones”.

 Publicado por El Acontecer Diario


COMPARTIR NOTICIA



Diario independiente de la región centro sur del país
Av. Artigas 374 | Durazno, Uruguay | +598 4362 4416